Aplicación del Aprendizaje Vicario a la Educación

[DESCARGA: APRENDIZAJE SOCIAL Y DESARROLLO DE LA PERSONALIDAD]

Albert Bandura se graduó en la Universidad de Columbia Británica en 1949 y se doctoró en la Universidad de Iowa en 1952. Fue presidente de la American Psychological Association (1974) y profesor de la Universidad de Stanford desde 1953. Sus aportes han marcado un hito en la historia de la psicología, pues ha dado lugar a un enfoque más social dentro de los planteamientos conductuales, a lo cual el llama teoría del aprendizaje social. Su trabajo sobre agresión ilustra con claridad estos conceptos. (Evans, 1987) Respecto a estos aportes, Bandura plantea que no puede negarse la importancia de la cognición, tal como lo hizo Skinner, él dice “La cognición desempeña también un papel muy importante como transmisora de los efectos de las consecuencias, cuando la creencia colisiona contra las consecuencias reales. La sensibilidad puede variar mucho según varíen las creencias, pero los efectos objetivos para la acción serán los mismos. La amplitud de la gama de las consecuencias que afectan a la conducta humana añade complejidad al proceso influenciador… Las personas no actúan como personas aisladas, sino como seres sociales que ven las consecuencias de las acciones en los demás… Cuando analizamos la manera como las consecuencias regulan la conducta, tenemos que tener en cuenta la compleja interrelación entre las consecuencias experimentadas directamente, las consecuencia indirectas u observadas y las consecuencias autogeneradas”. (Bandura, en Evans, 1987, pp. 291-192).

[DESCARGA: APRENDIZAJE SOCIAL Y DESARROLLO DE LA PERSONALIDAD]

El aprendizaje vicario, un concepto revolucionario introducido por Albert Bandura, desempeña un papel crucial en el ámbito educativo. Este tipo de aprendizaje se basa en la observación de las acciones de otros y las consecuencias de dichas acciones, permitiendo a los estudiantes extraer conclusiones sobre qué comportamientos son beneficiosos o perjudiciales.

En el contexto educativo, los estudiantes observan y emulan a sus maestros y compañeros, siendo reforzados por estas acciones, lo que perpetúa su comportamiento. Bandura, junto con Ross y Ross, demostraron que los niños tienden a imitar los comportamientos que observan. Por ejemplo, aquellos que veían modelos adultos comportarse de manera agresiva tendían a adoptar comportamientos similares, mientras que los que observaban modelos tranquilos replicaban esta calma.

Una aplicación práctica en el aula podría ser el uso de videos donde los niños observan y analizan las conductas de diferentes personajes y sus resultados, o la grabación de presentaciones de los alumnos para luego revisarlas y evaluar los puntos fuertes y débiles en sus desempeños.

Sin embargo, más allá de estos recursos, el comportamiento diario y el estilo de interacción del profesor son esenciales, ya que actúan como los modelos primarios de aprendizaje para los estudiantes. Además, es crucial recordar que los profesores no solo proporcionan modelos de comportamiento y actitudes, sino que también establecen un entorno que influye en los mecanismos predictivos de los estudiantes. Por ejemplo, un profesor que asigna tareas pero no supervisa su realización puede enseñar inadvertidamente a los estudiantes a ignorar dichas tareas. Contrariamente, un profesor que exige tareas de manera enfadada y amenazante puede enseñar a los estudiantes a responder solo bajo esas condiciones.

Bandura introdujo una perspectiva innovadora en la educación, destacando el papel central de los educadores no solo como transmisores de información, sino como modelos a seguir. Su teoría subraya la importancia de los mensajes que los educadores transmiten y cómo estos influyen en las predicciones que los estudiantes hacen sobre sus propias capacidades, lo cual es decisivo para sus aprendizajes futuros. Estas percepciones de autoeficacia actúan como filtros que afectan la ejecución de las conductas aprendidas y la cantidad de atención y esfuerzo que los estudiantes dedican al aprendizaje observacional.

[DESCARGA: APRENDIZAJE SOCIAL Y DESARROLLO DE LA PERSONALIDAD]

Loading

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *